Marlon Yasir “El niño de oro” el niño que tiene “34” razones para sonreír y hacer vibrar con voz al mundo

El testimonio de este niño demuestra el poder sobrenatural de Dios en todo su explendor...


| VIRALES |

Comparta esta Noticia


Marlon Yasir “El niño de oro” el niño que tiene “34” razones para sonreír y hacer vibrar con voz al mundo
-> Ramon Zelaya <-
18 de Agosto del 2021

Muchas veces un pequeño problema económico o personal, nos hace quejarnos de la vida y en muchas veces hasta buscamos acabar con ella, sin saber que allá afuera existen casos que realmente son tristes y que aún así son felices y no se rinden.

Así pasó con Marlon Yasir, un hondureño de 14 años que se hace llamar “El niño de oro”, quien con su impactante voz y su testimonio, ha revolucionado las redes sociales y hoy es un ejemplo de superación para todos aquellos que conocen su historia.

Marlon Yasir Pastor, se robó el corazón de millones de personas y ahora vive en Estados Unidos dejando en claro que jamás bajó los brazos, y que la palabra “rendirse” no existe en su vocabulario, logró transcender en los medios nacionales gracias a su talento nato de cantar y llegar al alma con su voz y mostrarles a todos que es un milagro de Dios que él esté de pie.

Cirugías de Marlon

Cirugías de Marlon

El pequeño Marlon nació con hidrocefalia, osteoporosis y una extraña enfermedad que le provocaba la degeneración de los huesos impidiéndole caminar con normalidad como lo hacemos todos.

Debido a estas enfermedades, ha sido sometido hasta el momento a al menos 34 cirugías en Estados Unidos para poder cumplir uno de sus sueños de caminar sin tener que usar muletas, ya que padecía de una discapacidad formativa en sus piernas, sin embargo en los videos ya se le ve caminar con normalidad pero sigue trabajando la movilidad de sus piernas con constantes terapias para poder estar al 100.

Sin duda Yasir es un ejemplo de superación y que debe de servirnos a nosotros para afrontar la vida y saber que aquellos problemitas por los que causamos una tormenta, no son comparados con los que viven otras personas los cuales muchos no tienen solución.